viernes, 11 de marzo de 2011

!-- boton tweetmeme -->

Hambre de dios

Me asustan
las contemplaciones a dios
mientras pequeñas columnas vertebrales
son cortejadas por buitres carroñeros
y el sol las termina de tostar.

1 comentario:

Adolfo Payés dijo...

Asustan de verdad..


Espero pases un fin de semana de los mejores.. suerte en todo

Un abrazo
Saludos fraternos..