jueves, 10 de noviembre de 2011

!-- boton tweetmeme -->

De niños...

Sentados estábamos,
escondidos,
debajo de la indomable mesa
recordando con escarchas
los llantos de los peces
que con agallas
nos pedían socorro.

Mientras, una mirada
renacía entre nuestros pulmones.

No hay comentarios: